ESTE BLOG SE CERRARÁ EN BREVE (si no tenemos tiempo para mantenerlo... ¿para qué tenerlo parado?)

jueves, 22 de abril de 2010

Cuatro clases diferentes de pijos: Parte I.- El pijo clásico:

Todo un clásico el pijo clásico, si se me permite la repetición del adjetivo clásico. El pijo clásico estudió en cualquiera de esa pléyade de colegios hoy concertados, otrora privados: El Pilar, Maristas, Escolapios, etc. En los 80 iba a Distrito 10 y Cánovas, donde lucía sus Levi´s etiqueta roja y su inseparable jersey Privata.

El pijo clásico es elitista por naturaleza. Se cree más guapo, más listo y más rico que los demás, y no suele admitir en su círculo a personas ajenas a su nivel sin cierto desdén. En tiempos pasados se reunían para ver la mascletà en la puerta de Correos, lugar al que acudíamos otros no tan pijos para observar a las pijas que, nos guste o no, eran las que estaban más buenas (o eso creíamos).
Cumplidos los 40 viajan en un Cayenne o un Touareg que apenas cabe en el aparcamiento del Mercado de Colón, lugar al que acuden como moscas a la miel. Sus fronteras se limitan al entorno Jorge Juan-Cirilo Amorós-Conde Salvatierra-Colón, con epicentro en el Mercado de Colón antes mencionado, donde pasean a sus pijos retoños, ellos principescos y con calcetines azules con dos borlas colgando, ellas con un ridículo y enorme lazo sobre sus pequeñas cabezas.
El pijo clásico esquía en Baqueira y se baña en Jávea, no soporta a Zapatero (aunque para esto no haga falta ser pijo, en su caso es una manía personal), y vive la vida feliz y contento ajeno a las inclemencias meteorológicas y económicas. Ellas son estupendas estupendísimas, y todo lo que hacen es divertido, bonito y a la moda.
Vehículo: Todoterrenos de altísima gama (Touareg, Cayenne, etc.) o berlinas de alta gama (BMW, Mercedes, Audi).
Hábitat: Mercado de Colón y alrededores. Suelen salir de allí para visitar Baqueira.
Aspecto: Pulcros, arreglados y amantes de la gomina ellos. Estupendas de la muerte ellas.
Moda: Las marcas son esenciales. Ellos con polos Ralph Lauren y pantalones a juego, ellas con botas altas, carísimas gafas de sol y muy muy conjuntadas.
Veraneo: Jávea es un clásico en verano. Baqueira en invierno. Gustan de visitar New York.
Dónde observarlos: El Mercado de Colón, sin duda.

Autoconocimiento: Son pijos, se saben pijos, reconocen ser pijos y están orgullosos de ello.

Dos famosas pijas clásicas rezumando estupidez, perdón, estupendez (el gañán de atrás no entra en el lote)

3 comentarios:

Juan Al dijo...

no, no, no... se siguen creyendo unos jóvenes y todavía llevan un golf

hoeman dijo...

Grande!!!

Silver's Moon dijo...

Jajajaaja buen análisis de pijo clásico.

Besitos