ESTE BLOG SE CERRARÁ EN BREVE (si no tenemos tiempo para mantenerlo... ¿para qué tenerlo parado?)

martes, 17 de febrero de 2009

Diario de un convaleciente: el bote de Coca-Cola.

Puede que hasta alguno se haya atrevido a ver el vídeo del post anterior. Pues bien, ahora toca hablar del tema desde otra perspectiva.
Lo primero que me viene a la cabeza es explicar por qué colgué el vídeo de la operación. La cuestión es sencilla: los médicos padecen un transtorno por el que disfrutan de un placer especial al no explicarte nada de lo que te van a hacer. Y digo yo que si un fulano va a manipular en el interior de tu cuerpo lo mínimo sería que te explicara cómo. Ante una situación así antes te jodías, ahora tiene el "yutub". Y háganme caso: casi es peor ver lo que te van a hacer que no saber nada de nada.
No entraré en detalles escabrosos, que el que haya pasado por un quirófano ya sabe de lo que hablo. Y el que no lo sepa mejor para él. Sí me llamó la atención una cosa: todo el personal iba con mascarilla, gorro y uniforme completo color quirófano, todos perfectamente esterilizados... sin embargo uno de ellos bebía de un bote de Coca-Cola. Lo que no sé es si el bote y la Coca-Cola también estaban esterilizados. Supongo que sí porque aún no me ha entrado ninguna infección extraña.

3 comentarios:

Little dijo...

jijiji eso porque te pusieron epidural y podías enterarte de lo que pasa en un quirófano :P:P:P

Rafa dijo...

Ya pero lo importante es saber si las enfermeras estaban buenas o si había tema en el quirófano entre el personal clínico.

Ben cordialment

PD: Cuenta o inventa, pero haz halgo al respecto bonico.

V Molins dijo...

HIPOCONDRIACO!!!!!!!!!!!!